viernes, agosto 19, 2011

never happened before

Ha amanecido como todos los días suele suceder
pero este no es un día como otros,
he gritado con todas las fuerzas que acumulé
mi garganta está rota y he acabado mi voz
sin embargo, no me he arrepentido de nada
y no empezaré hoy.
Supe que tenías que irte la última vez que hablamos
quizá recuerdo mal, lo mencionaste? lo adiviné?
no importa mucho, ya no estás y
lo sé bien luego de sentirlo
te he visto frente a la ventana día tras día
en un intento de no dejarte ir del todo
pero ya no estabas y eran sólo recuerdos.
He conocido de memoria cada figura en la madera
la forma que han adoptado los cojines de tanto usarlos
como se mueve todo fuera con el pasar de las horas
las diferentes formas de respiración que tengo
que el sueño no es siempre parte normal de un día
y que el hambre puede sucumbir al olvido
todo esto, sentado, primero sin darme cuenta
y a medida que el tiempo ha pasado
he vuelto a mi, ahora consciente de todo
casi soy yo nuevamente
pero duele, no sé si te ha sucedido algo parecido
o si olvidaste todo en tu camino a la puerta.
En algún momento pensé
qué sería más rápido, olvidarme de todo esto
como si no hubiera pasado
o recordar lentamente alguna vez
sonreir, pensar en qué harás en ese momento
y mirar hacia mi próximo mañana.

Si leyeras esto, después de conocerme tanto
sé que sabrías mi respuesta.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Me encontraba navegando entre muchos blogs para distraerme, hasta que encontré el tuyo, y quedé prendida de todo este universo de palabras maravillosas, ¿sabes por qué las encuentro maravillosas? porque se nota que son escritas con la tinta del alma, personalmente me identifico en algunas frases tuyas, no te conozco mas puedo intuir que son palabras provenientes de una larga espera amorosa, soy una persona de poco hablar y todo lo que te diré acontinuación no es usual en mí, y espero que no te ofendas, ¿sabes? no hay nada malo en esperar, lo malo es a quién esperas y cuánto esperas, la persona puede ser perfecta para nosotros, puede tener todo lo que puedas desear en la vida, las largas esperas no son buenas si en medio de aquella espera tu alma no es otra cosa que tristeza, si en medio de ella te esfuerzas por sonreir para que no caigan más lágrimas, tu puedes amar hasta la médula la sonrisa de la otra persona pero jamás debes preferir SU sonrisa a la tuya, tú eres más importante y eres tú la responsable de tu propia felicidad, me ha tocado profundamente el alma ver todos tus escritos y te lo digo con mucho cariño DEJALO IR, no siempre puedes estar estancada en algo sin futuro, es dificil y causa un gran dolor no dar vuelta a la página sino cambiar de libro, porque a veces es necesario aquello sino seguiremos hundiéndonos en un profundo fango de tristeza, sabes había una vez un pájaro que vivía resignado en un árbol podrido en medio del pantano, se había acostumbrado a estar ahí, comía gusanos del fango y se hallaba siempre sucio por el pestilente lodo. Sus alas estaban inutilizadas por el peso de la mugre, hasta que cierto día un gran ventarrón destruyó su guarida; el árbol podrido fue tragado por el fango y el se dio cuenta de que iba a morir.

En un deseo repentino de salvarse, comenzó a aletear con fuerza para emprender el vuelo, le costó mucho trabajo porque había olvidado como volar, pero enfrentó el dolor del entumecimiento hasta que logró levantarse y cruzar el ancho cielo, llegando finalmente a un bosque fértil y hermoso.

Creo que quizás tu hayas llegado a ese estado donde el fuerte ventarrón ha sacudido tu vida y ahora es tiempo de soportar el dolor del entumecimiento causado por el tiempo y volar lejos sólo tú puedes hacerlo, sólo tú puedes tomar la decisión de ser feliz, recuerda que el sol sale para todos y estoy segura que tarde o temprano el sol saldrá para tí también, no te rindas, !Vuela! tú puedes romper con todas las cadenas que te aten al pasado a los recuerdos, el tiempo te ayudará a sanar, fíate a un PODER SUPERIOR yo sé que el Padre Eterno te ayudará. Te lo digo por experiencia propia porque muchos de tus escritos reflejan lo que yo nunca me atreví a exteriorizar ante los demás, pero yo logré salir de ello, volé un día que ya parecía que mi vida estaba por hundirse en la depresión severa y si yo pude hacerlo, yo sé que también tú lo lograrás las mujeres que parecemos tan frágiles somos las más fuertes.

ÁNIMOS!

lca dijo...

Hola Anónimo,
gracias por tomar de tu tiempo y venir a leer, es agradable saberme leída, admito que soy una mujer pequeña, a pesar de tener una gran imaginación, no me cruzó que se pudiera saber eso, gracias además por la pequeña historia, me la guardo
ojalá hubieras dejado un nick al menos..